No hay comentarios todavía

‘Bottoming’ para Seme-nawa por NawaTaneko

Esta es la traducción al castellano del texto recientemente publicado por NawaTaneko de Discover Kinbaku (Studio 6x6, Berlín) llamado Bottoming for Seme-nawa. Le agradecemos muchísimo que nos diera permiso para publicarlo. 🙂

 

El Semenawa está muy demandado ahora mismo. Mucha gente se siente atraída por una forma más oscura, erótica, desafiante y sobre todo profundamente emocional de hacer Kinbaku.

"Mucha gente ata patrones de Naka, pero muy pocos atan estilo Naka." - Riccardo Wildties

Desde mi perspectiva de persona atada, siento que gran parte del espíritu del seme-nawa es creado por las personas que recibimos las cuerdas, no solo por la intención y las habilidades de la personas que atan. Siento que es nuestra mentalidad, nuestra presencia con nosotros mismos y con nuestra pareja de cuerdas, nuestras emociones, nuestra invitación generosa, nuestra devoción, todo eso es lo que marca la diferencia, eso es lo que definirá si será solo la imitación de un estilo popular o un momento mágico profundo para dos personas y probablemente para los que las miran.

También siento que tiene mucho que ver con qué tipo de dinámica de poder permitimos que ocurra en una sesión de cuerdas... Por lo que pude observar durante nuestra corta visita a Tokio este año, la forma de atar japonesa tiene una dinámica de poder erótica muy diferente a la que estamos acostumbrados a ver en Europa... Allí, muy a menudo es el atador/a quien siente la presión de actuar, de cumplir con las expectativas de las modelos, de darles un buen momento. Y aquí en Europa las personas atadas luchamos por rendirnos, incluso cuando lo deseamos.

Así que aquí están mis ideas acerca de cómo nosotras las personas atadas, con nuestra mentalidad y nuestra actitud, podemos hacer marcar la diferencia, podemos co-crear la magia.

1. Conoce tu intención

El Seme-nawa es incómodo. Esta no es un tipo escena en la que te involucras casualmente. El Seme-nawa te lleva al límite de tu resistencia, el seme-nawa desafía lo que crees que sabes de ti misma, el seme-nawa te hace sudar y temblar y sentir.

En algún momento te preguntarás por qué quieres hacer esto. Rara vez se aborda en los talleres, los/las modelos hablan más a menudo sobre cómo procesar el dolor y los límites y la seguridad, y todo eso es muy importante, pero creo que la pregunta más importante que necesitas hacerte es: ¿Por qué? - ¿Qué te impulsa? ¿A dónde quieres llegar con cuerdas?

La intención es diferente a las expectativas. La intención crece desde adentro, desde mi paisaje interior, desde que me vuelvo real conmigo misma, enfrentándome a la verdad sobre mis verdaderos deseos y necesidades. La intención es mi enfoque y mi responsabilidad. Las expectativas tratan a menudo sobre los demás, sobre lo que deberían hacer y cómo deberían comportarse.... y (incluso las que tenemos hacia nosotros mismos) a menudo crean una narrativa sobre cómo será el futuro y eso suele conducir a la decepción en lugar de al descubrimiento.

Otro punto es que, cuando no estamos en contacto con nuestra intención, empezamos a esperar "una recompensa" de la pareja de cuerdas: cuidados posteriores (aftercare), compensación por lo que has pasado, culpabilización por las emociones negativas que han surgido... Empieza por preguntarte esto a ti mismo/a: ¿Por qué quieres hacer Seme-nawa? ¿Qué es lo que te atrae hasta el tatami?

"No esperes verte hermosa. Pregúntate por qué te gusta ser atada. Pregúntate qué tienes dentro que quieres que las cuerdas saquen a la superficie." - Miho Ikeda

2. Practica a estar dentro de tu cuerpo

La conciencia corporal es un estado que necesita ser practicado. Cuanto más la practicamos, más fácilmente se logra. No tienes que asistir a clases de meditación o de yoga para ello. Correr, lavar los platos o sentarse en el autobús de camino a la oficina también sirve. Con estar en tu propio cuerpo me refiero literalmente a notarte a ti misma, notar las señales de tu cuerpo, notar cuando estás sudando o sonrojándote, cuando estás hambrienta o inquieta, cuando agitas nerviosamente tu pierna o te rascas, cuando te sientes incómoda y tensa, cuando sientes una sensación de calor en tu corazón por alguien... Se trata simplemente de atender a todo eso y ser consciente: "así que esto es lo que siento".

Un simple ejercicio somático llamado "Body Scan" (escaneo corporal) que puedes descargar en mi página web, puede ayudarte a desarrollar la habilidad de estar en tu propio cuerpo. Solo toma unos minutos. Con hacerlo durante tres semanas, mejorará milagrosamente tu experiencia en cuerdas - ¡te lo prometo!

¿Para qué lo necesitas?

Bueno, gracias a esto sentirás tu placer y todas las demás emociones - que vienen de dentro de ti misma, no vienen de fuera. Es también la manera de poder sentir a tu pareja de cuerdas. Atender a tu propio cuerpo no significa que te alejes de tu pareja de cuerdas, sino todo lo contrario: empiezas a sentir a esa persona de verdad, en lugar de proyectarla. Sientes su presencia, su intención - o la falta de ella, sientes su inseguridad, sus deseos y su vulnerabilidad... Y es además la manera de velar por tu propia seguridad... Y es que en realidad, si no sientes lo que hacen contigo, ¿para qué molestarse en hacer Seme-nawa?

3. Encuentra un ritual

Encuentra un ritual que te ayude a pasar de la vida cotidiana al estado mental necesario para hacer seme-nawa con tu atador/a. Es especialmente importante para las parejas. Ser una pareja tiene sus ventajas y desventajas cuando se trata de hacer bondage juntos. A veces puede ser realmente difícil dejar de lado todas las cosas que te preocupan, las discusiones inconclusas que tienes con tu pareja y pasar de eso directamente a la rendición.

Como yo no soy muy buena con los rituales, me di cuenta de que las cosas prácticas, como enrollar las cuerdas para mi pareja, funcionan para mí. Lo hago antes de la sesión cogiéndolas de la pared donde cuelgan en casa, y después al terminar, siempre. Lo hago justo después de cada ejercicio en un taller. Es una cosa práctica que se convirtió en un ritual, porque yo le di un significado. También me gusta hacer estiramientos justo antes de la sesión como una forma de cambiar mi atención del mundo exterior al interior de mí misma. Y elijo no hablar durante una sesión. La mantengo completamente libre de palabras. Eso me permite escuchar mucho más, cada movimiento de la cuerda, cada vibración en mi cuerpo, cada nudo al cerrarse...

4. Sé receptivo/a

Mucha gente dice que hace cuerdas para "conectar". No estoy segura de lo que eso significa. Nuestros profesores Kinbaku LuXuria hablan sobre la comunicación con las cuerdas. Así que nos comunicamos: preguntamos y conversamos, y respondemos. Compartimos, confiamos, nos abrimos y mostramos, o guardamos silencio. A menudo es más pura y veraz esta comunicación que la verbal, ya que el cuerpo está involucrado.

Atiende a esto:

¿Sientes la tensión - la intención de las cuerdas? ¿Qué es lo que quieren de ti? ¿Les gusta retorcerte? ¿O empujarte contra el suelo? ¿Te llevan a ponerte de puntillas? ¿Muerden? ¿Te acarician la piel? ¿Les gusta atacarte el pecho o meterse en tus bragas? ¿Te agarran la cintura y la mantienen muy apretada? ¿Coquetean contigo de una manera seductora o atacan tus tobillos para hacerte perder el equilibrio?

¿Cómo te hace sentir eso? Estas palabras dichas con las cuerdas hacen algo contigo. ¿Te sientes vista y amada, te sientes avergonzada y humillada? ¿Te sientes maltratada o adorada? ¿Te sientes perturbada? Y cuando recibes el mensaje, puedes responder. Sé receptiva. No se trata de mantener la calma ni de aguantar. Se trata de aprender a expresarse. Tu pareja fue muy vulnerable contándote algo, y es tu turno para responder, con tu voz, con tu respiración, con tus movimientos... deja que tus emociones fluyan, no las escondas. Estamos acostumbrados a escondernos. Este es el lujoso espacio que nos aporta el S/M, un espacio donde podemos vivir nuestras emociones.

5. Aprende a respirar y relajarte en las cuerdas

Nuestra reacción natural cuando nos encontramos con malestar, dolor o sensaciones intensas, es ponernos tensos tratando de protegernos del posible peligro. La manera de recibir el impacto de la cuerdas en seme-nawa es exhalar, relajarse y aceptar ese impacto que la cuerda nos da. Estas ataduras tienen la intención de ser intensas, de desafiarte, de ponerte al límite, de hacerte emocional. No están hechas para que luches, para que te resistas, para que te mantengas firme...

Nuestra mentalidad afecta enormemente las sensaciones que experimentamos. Si crees que estás en peligro, tu miedo aumentará las sensaciones y provocará que tus reacciones de huida/pelea/congelamiento del sistema nervioso simpático asuman el control, en cuyo caso podrías experimentar dolor adicional o comenzar a disociarte completamente. Comprender la diferencia entre estar "cómoda" y estar "segura" es muy importante en semenawa. Cuando sientes la confianza de que estás a salvo, está en tu poder abrazar la incomodidad, ajustar tu respiración a un modo lento y permitir que la cuerda te "derrita" hasta el punto de tener una reacción emocional. Ayudamos a que esto ocurra relajando los músculos tensos, ablandándonos y exhalando.

"Respiro lento y profundo, cuando es posible, lento y extendido, cuando mi capacidad de respiración está limitada por la atadura. La respiración tiene un efecto natural inmediato sobre la percepción del dolor, me ayuda a relajarme, a separarme y a deshacerme de los sentimientos negativos..." - Red Sabbath

6. Asume la responsabilidad de tus límites

Cuidar mis límites es para mí ser un sujeto activo en la sesión, definir el espacio en el que nos gusta jugar, es una invitación para que mi pareja me desafíe, para que la sesión sea intensa, para que se profundice.

La cuestión es que jugar al límite, como en el seme-nawa, si se quiere mantener de forma intensa y segura al mismo tiempo, solo es posible lograrlo con una participación activa de la persona atada. ¡No me refiero a dirigir activamente la escena! 🙂 Me refiero a ofrecerte activamente a tu pareja. Lo que es muy diferente de ser pasivo. En mi opinión, eres tú conociéndote a ti misma y sabiendo que quieres eso (Intención) y siendo capaz de sentirte en el momento (Conciencia del cuerpo) lo que permite a tu pareja llevarte al límite y traerte de vuelta con seguridad. Decide hasta dónde te gusta llegar e invita a tu pareja a ir. Y en caso de que quieras jugar al "no consentimiento consensuado" (consensual non consent), funciona exactamente de la misma manera. Para lograr que el juego funcione debes confiar en tu pareja y transmitir confianza.

7. Confía en sus propios sentimientos

Gran parte de mis consejos para modelos de cuerdas se reducen a "aprende a sentirte a ti mismo/a, a encontrar la respuesta en tu cuerpo". Probablemente pueda ser frustrante no tener una pauta formal clara, pero eso sería muy contraproducente para hacer seme-nawa, que en como cualquier otra disciplina corporal, te privaría de tu propia auto-exploración. Creo que tenemos que volver a aprender a confiar en cómo nos sentimos sobre las cosas. Tenemos que volver a aprender a confiar en nosotros mismos y en las personas con las que jugamos, y a hacer crecer un núcleo fuerte y perdonar los errores cuando se joden las cosas, de lo contrario nunca descubriremos nada sobre nosotros mismos.

8. ¡Descubre tu propio poder!

El mensaje principal que quiero transmitir es: como modelo de cuerdas, ¡eres poderoso/a! Me alegro de que se hayan acabado los tiempos en los que la gente se refería a los modelos como "pasivos" en los talleres. Ahora hay mucha más conciencia sobre nuestro papel y responsabilidad.

Lo que importa es cómo usamos este poder y lo que creamos. Me siento muy privilegiada de contemplar y conocer grandes modelos de cuerdas, en los talleres y en los shows. Todos son diferentes, muy diferentes, muy únicos, y al mismo tiempo, todos tienen algo en común: la conciencia de su poder, la fortaleza, el espacio generoso que entregan a su pareja. Rara vez me fijo en el atador/a, para ser honesto. El nivel del kinbaku que hace esta "pareja de cuerdas" se define en última instancia por lo que está sucediendo en la persona atada, por lo que se puede admirar: emociones, movimiento, belleza, vulnerabilidad, lo profundo que permiten que se explore... como observador lo ves inmediatamente: su rostro está cambiando, lo real sale a la luz, el siempre bello sufrimiento...

Así que este es mi mensaje: llega a darte cuenta de tu propio poder y úsalo para potenciar vuestra dinámica de cuerdas. Busca tu propio camino y tu propia expresión.

Y si quieres saber más sobre el poderoso mundo de lo/as modelos de cuerdas para seme-nawa, ¡ve a su Taller de modelos de cuerdas con Saara Rei el día 23 de Noviembre en Berlín (en inglés)!

Esta entrada también está disponible en: Inglés

Publicar un comentario